miércoles, 18 de abril de 2018

A LA CONQUISTA DEL VERANO: CAMPEÓN COPA DE BRONCE 2009


El verano del 2009 tenía una doble misión: por un lado, mantener los motores andando de cara a la venidera categoría "C"; por otro, superar el mal sabor de boca dejado por la derrota en la final de la categoría "D". Por eso Candomberos decidió disputar la Copa de Verano de Centenera.

La imposibilidad de participar de la ronda clasificatoria, aquella que determinaba en qué copa quedaría ubicado cada plantel, llevó a la organización a colocar al Rosa en la de bronce. 

Si bien la competencia era, en los papeles, la de menor jerarquía, la realidad reflejó múltiples inconvenientes para el equipo, lo que hizo que al final del día se la valorara por demás.

El certamen se extendió cinco fechas y contó con tres conjuntos que se encontraban a la par del Candombe en términos de recorrido centeneril: C.S Pittaluga y C.A Mármol (rivales en la reciente "D2") y Cotonete (jugaba el torneo de los lunes por ese entonces). A ellos se sumaron Natural Mystic, que contaba con la base de Esta!, otro adversario de la "D2", y Los Lusarna.

La estadística final de la copa dirá que el team ganó sus cinco partidos, con 21 goles a favor y apenas 8 en contra. Sin embargo, al indagar en las especificidades de cada encuentro, se podrá entender cuánto costaron esas victorias.


Para el campeonato, Candomberos sumó a Ale Pereyra, de cara a completar una línea defensiva que solo tenía a Walter y Sica como fijos. No obstante, la primera fecha reveló tremendos inconvenientes.

Gusti, quien iba a llevar un refuerzo, jamás se hizo presente para el duelo frente a Natural Mystic. Por eso, el desafío debió ser afrontado con cuatro futbolistas: Galle, Ale, Tincho y Tucho. 

En una actuación épica e inolvidable, el cuarteto consiguió un descomunal 5 a 4, con un Luciano intratable (marcó todos los goles) y un desgaste absoluto de toda la panilla. Se trató de una jornada bisagra, donde se demostró que la insólita caída ante Real Cohólicos había sido una casualidad y que el corazón del Rosa estaba intacto.


La segunda fecha fue igualmente trabajosa. Aún sin Sica (de vacaciones), se sufrió para vencer al duro Cotonete 4 a 2. En aquella madrugada brilló Miguel Sosa, veterano invitado para la ocasión que se despachó con un triplete. Fue éste, también, el último partido de Walter en el club.

La tercera presentación implicó el duro éxito 2 a 1 sobre Pittaluga, que exigió hasta el último segundo pero se topó con la genial tarea del Galle.

Finalmente, contra C.A Mármol, Candomberos sí logró mostrar su verdadero nivel. Con una actuación sólida del redimido Gusti (estuvo a punto de ser echado por su irresponsabilidad en la fecha inicial), se impuso 7 a 1 y consagró campeón (había ganado puntos ante Los Lusarna en la fecha anterior).

La obtención de la Copa de Bronce fue el puntapié inicial de un 2009 que terminaría siendo el año más fructífero de la historia de la institución. Con el trofeo en la repisa y la moral bien arriba, las condiciones eran óptimas para afrontar la "C".

CURIOSIDADES

* Tercer título de la historia de Candomberos

* Primer título veraniego de la historia del equipo

* Segundo torneo que el plantel gana de manera invicta (5 PJ, 5 PG). El anterior había sido la categoría "D2" (13 PJ, 13 PG)

* Torneo debut de Alejandro Pereyra en el club

* La victoria contra Natural Mystic fue la única vez en la historia que el equipo se impuso con cuatro jugadores 

* El duelo ante Cotonete fue el último de Walter Suárez en el club

* En ningún partido Candomberos logró presentar el quinteto que venía de ganar la categoría "D2" (Galle; Water, Sica; Gusti; Tucho)

* En la última fecha se produjo el regreso de Jonathan Delpino, fundador del club, bajo los tres palos. En aquel juego convirtió el único gol de su vida con el equipo


CAMPEÓN TORNEO CENTENERA COPA DE BRONCE 2009
Arriba: Jonathan Delpino, Martín González, Juan Martín Sica, 
Renato Piccolo, Martín Fernández
Abajo: Ale Pereyra, Gustavo Álvarez, Luciano Jurnet

jueves, 5 de abril de 2018

PRIMER PASO EN CENTENERA: CAMPEÓN CATEGORÍA "D2"


El torneo apertura 2008 de la Copa Interchannel había terminado de manera abrupta. La falta de equipos e irresponsabilidad de los presentes habían hecho que Candomberos disputara apenas dos partidos sobre seis posibles. Ante ese panorama, Antonio Spinelli, organizador del certamen, optó por finalizarlo.

El Rosa debió aguardar dos meses para que se cumpla el primer semestre y poder seguir su camino. Luciano Jurnet ya había participado en el verano de ese año en el Torneo Centenera, un campeonato celebrado a pocas cuadras y con detalles de color interesantes, como premios a la figura de cada encuentro y revista con crónicas y puntajes. Por eso, sugirió que la aventura continuara allí.

Con la partida de Nahuel Medina y Fernando Luchenio, la planilla se redujo a cinco futbolistas. Por eso, para iniciar el periplo centeneril se incorporó a Martín Fernández, quien ya había contribuido en algunos partidos en Beauchef y autopista.

Así, con un recambio, el equipo debutó en la categoría "D2". Con la base del campeón 2007, compuesta por Galle en el arco; Sica y Walter atrás; y Tucho y Gusti arriba; el plantel arrasó.

Su victoria por 11 a 0 en el debut frente a Toco y Me Voy apenas fue la punta del iceberg. El Candombe ganó, goleó y gustó en casi todos sus partidos, redondeando la asombrosa cifra de 105 conquistas a favor y apenas 14 en contra en trece presentaciones. Además, logró consagrar a González como valla menos vencida y a Jurnet como pichichi de la competencia.


Aquella "D2" también dejó la máxima goleada de la historia del club, recién superada diez años más tarde. Fue en la segunda fecha, cuando se impuso a Drink Team 18 a 0, con una impecable actuación de Gusti, quien marcó en ocho oportunidades.

Es noble puntualizar que esta se trata de la estrella más "polémica" de Candomberos. ¿Por qué? Por lo gris del reglamento centeneril de entonces. 

En aquellos tiempos, el campeonato contaba con la categoría "D1" y "D2". El sistema indicaba que los ganadores de ambas divisiones se encontrarían en un choque cumbre para determinar al "campeón de la D". El Rosa se adjudicó su torneo pero sucumbió en aquella final frente a Real Cohólicos por 6 a 5. 

En términos estrictos, el Candombe fue campeón de la "D2" y subcampeón de la "D". De hecho, la revista oficial de Centenera así lo reconoció, publicando "Dale campeóóóó" en su tapa tras el éxito conseguido sobre Barca FCB.

La lógica más simple también respalda. La "D1" y la "D2" eran competencias independientes, con  14 participantes distintos en cada una, cuyos vencedores apenas se encontraban una vez, lo que torna inverosímil no contemplarla en sí misma. Sin ir más lejos, solo un par de años después, el evento contó con tres divisiones paralelas (la "E1", "E2" y "E3") y la organización reconoció a tres campeones.

Es cierto que el cierre de 2008 dejó el sinsabor de la caída ante Real Cohólicos. No obstante, no debe dejarse de lado el impecable andar de aquel plantel, que fue sin lugar a dudas el mejor entre 14 aspirantes y otorgó el segundo trofeo de la historia.

CURIOSIDADES

* Primer campeonato de Candomberos en Centenera

* Primer campeonato que Candomberos gana de manera invicta (13 victorias sobre 13 partidos)

* Tucho fue el goleador de la categoría, siendo ese su segundo galardón individual en el equipo tras haber sido pichichi de la categoría "B" de la Copa Interchannel

* Galle se consagró valla menos vencida de la división, siendo ese su primer galardón individual en la historia del club

* Primer certamen en el que Candomberos supera los 100 goles a favor (105)

* Primer campeonato que Candomberos gana usando el color rosa en su remera

* Candomberos logró en este torneo la goleada máxima de su historia hasta entonces, tras superar a Drink Team 18 a 0 en la segunda fecha

* Los seis integrantes fijos del equipo lograron, aunque sea una vez, ser la figura del partido

* Tucho fue considerado "el mejor jugador de la categoría D2" según la Revista Oficial de Centenera

CAMPEÓN TORNEO CENTENERA CATEGORÍA "D2"
De izquierda a derecha: Jonathan Delpino, Juan Martín Sica, Walter Suárez, 
Gustavo Álvarez, Martín Fernández, Luciano Jurnet

miércoles, 21 de marzo de 2018

ONCE AÑOS, ONCE TÍTULOS


Candomberos cumplió un año más de vida. Una vida que empezó el 18 de marzo de 2007, cuando tres chicos de La Boca y tres de San Telmo se encontraron en una cancha ubicada en Beauchef y autopista para debutar en la categoría "B" de la Copa Interchannel.
El resto, es historia. Desconocidos que se conocieron. Conocidos que fueron compañeros. Compañeros que se hicieron amigos. Amigos que, incluso, comparten familias.
Esa es la esencia del equipo. El fútbol no fue más que el motivo, la excusa que nos permitió vivir tantas cosas juntos, por suerte más alegres que tristes.
Estos once años han dejado once títulos. Once vueltas olímpicas tan particulares como imborrables, que guardan anécdotas y momentos que recordaremos con una sonrisa cuando las piernas ya no acompañen.
A modo de celebración, proponemos a lo largo de las próximas semanas refrescar esas victorias, esas veces que el plantel levantó el trofeo máximo y alcanzó la gloria. 
Empezaremos, lógicamente, con el primer campeonato, la Copa Interchannel categoría "A".

"LA PRIMERA ALEGRÍA JUNTOS"

Corría la segunda mitad de 2007. Candomberos venía de salir subcampeón en la categoría "B" de la Copa Interchannel y renovaba su ilusión de cara a la "A". Sin embargo, la partida de Fernando Luchenio y la lesión de Jony Delpino obligó, de entrada nomás, a buscar refuerzos.

El propio Delpino sugirió a un tal Ruben, un hombre de casi cincuenta años pero con oficio en el arco. En la retaguardia también se necesitó una variante, pero la tarea no se presentó fácil.

Con planilla apretada, el Candombe ganó sus dos primeros partidos, venciendo a La Pany y tomándose revancha de Los Tuca, quien había sido el ganador de la "B".

Más allá del buen arranque, las irresponsabilidades comenzaron a aflorar. Un Rosa con cinco futbolistas perdió ante Catenaccio por la tercera fecha y, dos semanas después, presentó únicamente cuatro jugadores tras la inesperada ausencia sin aviso de Ruben. El esfuerzo no alcanzó y fue derrota ante Vira Vira por 11 a 6.

Con una mezcla de enojo e indignación, Luciano Jurnet y Walter Suárez tomaron la posta y prometieron duplicar esfuerzos para llenar los puestos que faltaban: un arquero y un defensor.

Tucho recordó que su amigo de la infancia, Martín González, tenía talento bajo los tres palos. Si bien ambos habían ganado dos torneos relámpago en el polideportivo Don Pepe en 2004, lo cierto es que habían pasado tres años y el Galle, como era conocido, había permanecido inactivo desde entonces. No quedaban, sin embargo, demasiadas opciones.

Con el sí de González, el destino golpeó la puerta. Antonio Spinelli, organizador del campeonato, se comunicó a través del viejo MSN con Tucho y le comentó que Los Tuca sería expulsado por protagonizar una batalla campal. Pero, agregó, uno de sus integrantes había permanecido al margen del combate y quería seguir participando. 

El capitán dijo que sí sin saber de quién se trataba. La urgencia por llegar a cinco apellidos era más importante y faltaba todavía mucho camino por recorrer.

El domingo siguiente se presentó en cancha, casi sin quererlo, el equipo que solo tres meses después alcanzó la gloria máxima. Galle González en el arco, Gustavo Álvarez y Tucho Jurnet en la delantera y, en la defensa, Walter Suárez y Juan Martín Sica, quien resultó ser aquel pibe que no había intercambiado puñetazos algunos días antes. El team también contaba, por supuesto, con Nahuel Medina y Fernando Luchenio, quien había regresado y alternaba presencias con faltazos.

De allí en más, Candomberos arrasó. Ganó los cinco partidos que le quedaban de la fase clasificatoria y entró tercero a los cuartos de final (8 de 15 conjuntos accedían a la llave de eliminación directa).

Sin Sica por un accidente de moto, el Rosa dio cuenta cómodamente de Rata Blanca, a quien superó 16 a 3, y clasificó a las semis, donde esperaba el múltiple campeón Catenaccio FSV.

Con una actuación sólida y memorable, el Candombe se impuso 7 a 3 y llegó a la soñada final, donde esperaba el joven y aguerrido equipo de Pasta Base.

El encuentro cumbre fue épico. Gol por gol, resultado cambiante y una entrega absoluta de los protagonistas, hicieron que luego de 40 minutos el marcador reflejara un justo 6 a 6. Todo debía definirse mediante los tiros castigo.

Wate abrió la tanda y con uno de sus clásicos fierrazos puso el 1 a 0. Pasta, por su parte, falló su remate inicial. 

En el segundo intento, el arquero contuvo el disparo de Tucho, mientras que Nahuel Poth convirtió.

El tercer disparo, de Fernando Luchenio, se fue afuera y el equipo rival quedó de cara a la consagración. El responsable de cerrar la madrugada era Ezequiel Poth, un joven de tremenda pegada, que en los años próximos representó al primer equipo de Acasusso. Allí, cuando todo parecía perdido, el Galle voló hacia su derecha y dibujó una atajada memorable, que dio vida.

La esperanza, no obstante, se esfumó rápido, cuando el intento de Sica besó el palo y salió. La chance era ahora de Jonathan Ucha. El zurdo tomó carrera y al momento de impactar se desgarró, lo que provocó que la pelota se fuera suave hacia el córner y la historia siguiera abierta.

Definían los arqueros. González, de pobrísima pegada, tomó distancia, corrió recto al balón e impactó el cemento, lo que propició un remate envenenado, que se le escurrió al guardametas azul y se tradujo en el  insólito 2 a 1. 

Con el plantel arrodillado en mitad de cancha, Álvarez sufriendo, rosario violeta en mano, y el Gordo Medina con un gesto de indisimulable ansiedad; Carlos Feijó ejecutó...y la redonda se fue afuera.

González se paró exultante, solo para recibir un beso de Tucho y el conmovedor abrazo de todos sus compañeros, que luego de mucho trajinar se erigían en el mejor conjunto del complejo Homero Manzi.

En aquel 2007 El Rosa rompió el prode de un campeonato "oligopolizado" por Catenaccio y Pasta Frula. Era el momento más glorioso de la biografía de un club que había nacido hace apenas diez meses y que, aunque todavía no lo sabía, le quedaban varios momentos similares por vivir.

CURIOSIDADES

* Fue el primer campeonato ganado en la historia de Candomberos, tras haber sido subcampeón de la categoría "B"

* Gustavo Álvarez fue el goleador del certamen, siendo éste su único palmarés individual en el club hasta la fecha 

* El premio a goleador de Álvarez fue el tercero de la historia de Candomberos hasta ese entonces. Jony Delpino había sido valla menos vencida y Tucho pichichi de la categoría "B"

* El 6 a 6 de la final contra Pasta Base fue el primer empate de la historia de la institución

* La definición ante Pasta Base fue la primera por tiros castigo de la historia del club

* El partido ante Pasta Base fue el último de Nahuel Medina con Candomberos

* Primer y único campeonato donde el plantel usó la remera de Deportivo Laferrere

CAMPEÓN COPA INTERCHANNEL CATEGORÍA "A" 2007. 
Arriba: Jonathan Delpino, Juan Martín Sica, Martín González, Nahuel Medina, Gustavo Álvarez
Abajo: Luciano Jurnet, Walter Suárez

viernes, 16 de marzo de 2018

¡SALUD, CAMPEÓN!

Candomberos, bajo el pseudónimo El Rosa, participó de la Copa de Plata 2018, organizada por Centenera Sports. Fue un certamen de siete partidos, donde jugadores clásicos se reunieron con los actuales y lograron, sin fisuras, conseguir la UNDÉCIMA ESTRELLA de la historia del club.
A continuación, fecha a fecha, el camino del CAMPEÓN.

FECHA 1: "COMO EN LOS BUENOS VIEJOS TIEMPOS"

La idea no consistía solo en jugar un torneo de verano. Se trataba, más bien, de reencontrarse con aquellos futbolistas que supieron llevar a Candomberos a lo más alto a lo largo de su historia. Se trataba, en definitiva, de volver a jugar a la pelota todos juntos.
Con ese simple precepto el equipo se embarcó en la Copa de Plata 2018. Bajo el pseudónimo El Rosa, aquel que lo acompañó en todas sus travesías veraniegas, el plantel inició una nueva aventura. Ruben "Serrucho" Catanzano al arco (fue subcampeón en el Apertura 2015); Ale Pereyra (siete títulos en la institución), Seba Lamarque (seis) y Hernán Echeverría (ganó el Torneo Del Barco 2015) en la defensa; y Ezequiel Miño (cuatro campeonatos), Gustavo Álvarez (nueve) y Luciano Jurnet (diez) en la ofensiva; conformaron la planilla que debutó el pasado domingo.
El rival, Los Artois. Su status de "desconocido" podría haber abierto un signo de interrogación respecto de su potencial. No obstante, El Rosa despejó rápido todo tipo de dudas.
Con un Miño intratable y una defensa tan sólida como decisiva en el arco rival, poco a poco el team marcó la diferencia. Seba sacó chapa de su inoxidable bombazo para abrir la cuenta y al instante Coco estiró la brecha. El descuento de los chicos de azul fue apenas una anécdota, ya que ese primer tiempo culminó 8 a 2, con conquistas de Hernán (una de ellas un golazo de volea tras pase envaselinado del Flaco), Tucho de media vuelta, Gusti y un tremendo puntinazo al ángulo de Ale, entre otros.
El complemento sobró. El Rosa aniquiló a su oponente y se despachó con once tantos más, de variada factura, para cerrar un inapelable 19 a 4. La cifra final arrojó 5 gritos de Miño (figura del juego para la prensa centeneril), 4 de Seba, 4 de Hernán, 3 de Tucho, 2 de Ale y 1 de Gusti.
El equipo logró un triunfo inobjetable. Sin embargo, algunos errores evitables en la marca y pequeñas desconcentraciones obligaban a no relajarse de cara al próximo choque frente a Portomaster.

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (19) - LOS ARTOIS (4)

GOLES: MIÑO (5), SEBA (4), HERNÁN (4), TUCHO (3), ALE (2), GUSTI


FECHA 2: "LLEGÓ A BUEN PORTO"

Por la segunda fecha de la Copa de Plata 2018, El Rosa logró superar al complicado Portomaster 4 a 1 y así conservar la vanguardia del certamen.
El encuentro, aunque prematuro, era fundamental. Y es que en un campeonato corto, en el que define el duelo directo, el equipo debía medirse ante un rival que también había ganado en su debut.
Portomaster presentó una planilla numerosa, con ocho futbolistas. Por su parte, El Rosa sufrió la ausencia de Gusti Álvarez, entonces, en principio, contó con seis jugadores: Ruben al arco; Hernán, Ale y Seba en la defensa; Tucho y El Flaco en la delantera.
El match fue parejo y trabado, por lo que la apertura del marcador resultó una incógnita. A punto tal las oportunidades netas no abundaron, que el 1 a 0 provino de un remate de media distancia de Seba, rebote largo del arquero y arremetida de Miño.
El primer desnivel no abrió el juego. Portomaster cerró filas e hizo difícil las cosas. Fue recién en los últimos tres minutos que se quebró su resistencia.
Primero, una gran maniobra individual de Serrucho implicó el 2 a 0 y, sobre el epílogo, una bomba de Seba se tradujo en el tercero.
En el complemento, los de azul salieron a apretar con uñas y dientes. Allí el mérito de El Rosa fue desplegarse en la protección del resultado y soportar hasta las doce vueltas de reloj, cuando un error en una salida significó el descuento.
Con cada vez menos tiempo, Porto apeló a una estrategia de arquero/jugador que, si bien llevó peligrosidad, terminó por crucificar sus esperanzas cuando Tucho aprovechó una pelota perdida y con un remate de arco a arco dio cifras definitivas.
Los segundos finales fueron la frutilla del postre: el regreso al verde cemento centeneril de Martín "Trapito" Fernández, luego de estar más de un año alejado de las canchas.

El Rosa sumaba y seguía. No obstante, el próximo 18 de febrero tenía una fecha doble en la que se jugarba su destino ante Birren y Domingo 4.

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (4) - PORTOMASTER (1)

GOLES: MIÑO, SERRUCHO, SEBA, TUCHO


FECHA 3: "SE TOMÓ LA BIRREN"

La tercera fecha de la Copa de Plata deparaba a Birren F.C, conjunto ausente en las dos primeras jornadas pero que había decidido regresar.
El Rosa no contó con el Flaco ni Ale, mientras que Tucho arribó una vez iniciado el juego. Quien se sumó a los ya clásicos Serrucho, Seba, Hernán, Gusti y Tincho fue Juan Martin Sica, capitán del equipo durante el año.
De entrada nomás el team dio muestras de su superioridad. Con un arranque furioso de "La Birra" Álvarez, el marcador se abultó rápidamente. Luego de una asifixiante presión ofensiva y combinaciones justas; con solo doce minutos de duelo las cosas estaban 6 a 1.
La llegada de Tucho significó incluso mayor fuerza en el ataque y permitió estirar la brecha aún más, producto de una conquista propia y otra de Sica luego de una linda combinación.
El complemento fue un monólogo. El Rosa se desplegó en la protección de su valla (el único tanto en contra provino de un penal) y prácticamente no perdonó cuando tuvo chances. La cifra final arrojó un inapelable 13 a 2. ¿Los goles? Gusti y Tucho en cinco oportunidades cada uno (para resaltar: uno proveniente de una buena guapeada del 9 y otro de arco a arco de Luciano), Seba en dos y Sica.
La fecha siguiente era una verdadera final. En tan solo una hora, Domingo 4, a dos unidades, esperaba.

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (13) - BIRREN (2)

GOLES: GUSTI (5), TUCHO (5), SEBA (2), SICA



FECHA 4: "UN FELIZ DOMINGO"

Por la cuarta fecha de la Copa de Plata 2018, El Rosa debía medirse ante Domingo 4. La distancia de dos puntos entre ambos equipos hacían del duelo una verdadera final, debido a la importancia del cruce directo en la definición del campeonato.
La llegada del Flaco y la partida de Sica respecto del duelo ante Birren, se tradujo en una planilla de siete jugadores: Serrucho; Seba, Hernán, Tincho; Gusti, Miño y Tucho.
El inicio del juego fue parejo. Ambos planteles lucieron dinámica en la contención y eso implicó que el marcador se mantuviera inamovible hasta los ocho minutos. Allí, el Flaco desbordó y llegó a enviar un centro antes de ser derribado que Tucho canjeó por el 1 a 0 con un toque sutil.
A partir de ese momento, El Rosa creció. Manejó la pelota, la movió de lado a lado y empezó a utilizar con inteligencia a Serrucho. De hecho, fue el arquero quien logró ampliar la brecha, luego de avanzar con pelota dominada y meter un derechazo que venció las manos de Daniele.
Cuando la ventaja parecía encaminar un triunfo cómodo, una jugada en solitario de Carrizo implicó el descuento y abrió interrogantes. Sin embargo, en la última del primer tiempo, una bomba de Seba se clavó al lado del palo y significó el 3 a 1.
El complemento inició áspero. Domingo 4 tomó las riendas ofensivas y fue más agresivo en busca del descuento. Allí el mérito del Candombe fue aguantar y esperar el momento ideal para responder, lo que ocurrió a los siete minutos, cuando un centro cruzado de Hernán encontró a un bien ubicado Tucho.
Con la importante ventaja consumada, empezó el show de Miño. El Flaco tomó el cuero y se lució con gambetas de antología, que incluyeron caños y pisadas.
El poco tiempo restante presentó un golazo de Hernán, una conquista de Gusti y un nuevo descuento de los rojinegros.
El Rosa consiguió una valiosa victoria. Con tres encuentros por disputar, debía imponerse al intrincado Laspada el próximo domingo para mantener la ilusión intacta.

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (6) - BIRREN (2)

GOLES: TUCHO (2), SERRUCHO, SEBA, GUSTI, HERNÁN


FECHA 5: "26 ROSAS"

El Rosa consiguió el triunfo más abultado de su historia centeneril el pasado domingo, cuando se impuso a Laspada por 26-5 en el partido correspondiente a la quinta fecha de la Copa de Plata 2018. Contundente, el equipo no dejó dudas y define su suerte el próximo domingo.
El Rosa estaba ante una posibilidad concreta: de ganar, decidiría el campeonato en la siguiente jornada, más allá de cualquier otro resultado. Por eso, con los siete apellidos que habían conseguido la victoria frente a Domingo 4 (Ruben; Seba, Hernán, Tincho; Tucho, Gusti y el Flaco); el plantel fue en busca del triunfo sin especular.
De entrada nomás, el Candombe mostró su superioridad y abrió la cuenta de la mano del Flaco, quien empujó a gol una asistencia de Tucho. Si bien Laspada logró descontar tras una desinteligencia defensiva, las diferencias entre ambos conjuntos no tardaron el relucir.
Con voracidad en el ataque y contundencia en la definición, el team alcanzó la sorprendente cifra de 26 conquistas, obtenidas por Tucho en diez ocasiones (se erige parcialmente en el pichichi veraniego con 21), Gusti en cinco, Seba en cuatro, Miño y Hernán en dos y Tincho en una.
Párrafo aparte para la conquista de Fernández, quien volvió a convertir oficialmente tras la rotura de ligamentos cruzados que lo tuvo más de un año afuera de las canchas.
El Rosa debía medirse el próximo domingo a Pachorra F.C, segundo de la competencia, que venía de apabullar a Noaifilo 9 a 3. El que ganaba, sería campeón, dicho lisa y llanamente.

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (26) - BIRREN (5)

GOLES: TUCHO (10), GUSTI (5), SEBA (4), MIÑO (2), HERNÁN (2), TINCHO, E/C


FECHA 6: "¡OTRA, OTRA VUELTA ROSA!"


Era el partido decisivo. Primero contra segundo. El que ganaba, daba la vuelta. El Rosa se medía ante Pachorra por la penúltima fecha de la Copa de Plata 2018. La moneda ya estaba en al aire.
El equipo contó con los ocho ideales: Ruben; Hernán, Ale (en su regreso) y Seba; Flaco, Gusti, Tucho y Tincho. No había excusas.
El juego fue duro, tal cual se preveía. El Rosa dominó la pelota, apoyado especialmente en Serrucho, mientras el rival esperó paciente y se mostró atento para lastimar.
En aquella dinámica, llegó un pase filtrado de Catanzano y definición de Tucho luego de una carambola. Sin embargo, Pachorra respondió al instante y, tras una hermosa pared, igualó.
La parda duró. Los chicos de azul no dejaron resquicios y al Rosa le costó romper su cerco. De hecho, un remate inocuo de un adelantado Serru le cayó en los pies a Liebling, quien estuvo a punto de poner en ventaja a los suyos. No obstante, con cinco vueltas de reloj por disputar, el talento individual apareció.
Primero, Serrucho cruzó mitad de cancha y sacó un bombazo que implicó el 2 a 1 y, sobre la hora, una chilena antológica de Miño (el mejor gol del campeonato, sin dudas) amplió la brecha.
El complemento inició con la misma lógica que la primera mitad, con ambos equipos estudiosos y sin querer regalar nada. De todas maneras, Pachorra salió más voraz e insinuó permanentemente. Allí, la buena gestión defensiva de Seba, Hernán y Ale fueron vitales para preservar lo obtenido.
Recién a los diez minutos el marcador se movió. Tucho inició una maniobra ofensiva y perdió el balón, pero lo recuperó al instante, esquivó al último defensor azul y cruzó un zurdazo.
El 4 a 1 pareció dar tranquilidad, pero los comandados por Dieguez respondieron automáticamente y lograron descontar luego de un avance de su arquero, apertura y centro atrás.
Con el 4 a 2 y la sensación de partido abierto, emergió una vez más Serrucho. El "uno" salió de su área con magistral control y colocó una soberbia asistencia a Tucho, quien prácticamente abajo del arco comenzó a sellar la historia. De hecho, solo sesenta segundos después, el delantero corrió una pelota que parecía perdida, aprovechó un favorable rebote en el palo y concretó el sexto tanto.
El tiempo restante ofreció un golazo de Catanzano y una bomba de Seba, que se tradujeron en el definitivo 8 a 2.
El Rosa se consagró CAMPEÓN, logrando así la undécima estrella de la historia del club. El tiempo de balances quedaba más adelante, ya que aún restaba un match, frente a Noaifilo Fútbol. Por lo pronto, ¡a celebrar!

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (8) - PACHORRA F.C (2)

GOLES: TUCHO (4), SERRUCHO (2), MIÑO, SEBA


FECHA 7: "¡SALUD, CAMPEÓN!"

El Rosa cumplió con el fixture y cerró su actuación en la Copa de Plata 2018 de la mejor manera: ganando y goleando. Su víctima fue Noaifilo Fútbol, que buscaba cerrar el podio veraniego.
Sin Serrucho, el equipo colocó bajo los tres palos a Ale Pereyra, quien en alguna oportunidad ya había ocupado ese puesto. El resto de la planilla presentó a los clásicos Seba, Hernán; Gusti, Tincho, Miño y Tucho.
El Rosa no tuvo su mejor performance, es cierto. Quizá relajado por saberse campeón, durante importantes tramos del match dio la sensación de jugar sin la concentración necesaria para superar a un adversario que, si bien se mostró enérgico, futbolísticamente era muy inferior.
Para romper el cero fue necesaria la intervención de Ale. "Malingas" tomó el balón, pasó mitad de cancha y sacó un puntinazo feroz que terminó en el fondo de la red.
La soberbia actuación del 25 no murió allí. Tras conquistar la ventaja, se lució con algunas atajadas vitales, que permitieron mantener la distancia y ampliar la brecha sobre el final del primer tiempo, de la mano de Tucho tras centro de Miño y de Gusti luego de pared con el 13.
En el complemento y con un rival un tanto más desmoralizado, a El Rosa le alcanzó con algunos chispazos para cerrar la madrugada. El Flaco en dos ocasiones (una, producto de un bombazo a la ratonera luego de su famosa "Imbloqueable") y Luciano después de un centro del 10, sentenciaron el 6 a 1 definitivo.
Así, el Candombe logró la undécima estrella de su historia (la última había sido la conseguida en el Torneo Del Barco 2015), cerrando un verano perfecto, en el que además supo consagrar a Tucho como goleador del certamen (27 goles en 7 encuentros) y a Serrucho como valla menos vencida (16 en 6).
Se trató de un mes para el recuerdo, donde jugadores históricos como Seba, Miño, Ale y Gusti volvieron a defender los colores junto a futbolistas actuales como Tucho y Hernán. Incluso, el torneo contó con el grato regreso de Tincho, que tras un año y medio fuera de las canchas terminó febrero levantando el trofeo del mejor.

¡En fin, otro momento inolvidable! ¡Salud CAMPEÓN!

RESUMEN DEL PARTIDO

EL ROSA (6) - NOAIFILO FÚTBOL (1)

GOLES: TUCHO (2), MIÑO (2), GUSTI, ALE


EL EQUIPO CAMPEÓN. De izquierda a derecha:
Ale Pereyra- Luciano Jurnet- Hernán Echeverría-
Gustavo Álvarez- Sebastián Lamarque-
Martín Fernández- Ezequiel Miño


miércoles, 29 de noviembre de 2017

TRIUNFO CLÁSICO Y FINAL DE TEMPORADA


Luego de atravesar un clausura 2017 extremadamente accidentado, Candomberos logró cerrar el año de la mejor manera, superando a Huevo Tano 5 a 2 en el clásico y ratificando su lugar como uno de  los quince mejores equipos de Centenera.
Al igual que a lo largo del certamen, el Rosa debió padecer inconvenientes. Para enfrentar a su rival de siempre, el equipo solo contó con cinco nombres: Dipu; Sica, Hernán; Gitano y Tucho. Poco desde la cantidad, aunque mucho desde el compromiso y amor por los colores.
Sin Gonzalo Olalla, aunque con Yiyo Martínez, Rodrigo Sarán y Alejandro Arostegui, entre otros; los rojinegros tenían buenos fundamentos para hacerse del triunfo. Además, contaban con dos recambios, aspecto fundamental para un partido intenso, que además se desarrolló en la cancha nº 2, la más grande del complejo centeneril.
Desde el inicio del juego, las acciones estuvieron equilibradas. El Candombe lució movilidad con la pelota e intensidad en la marca, mientras que Huevo hizo lo propio. En ese contexto, las chances netas no abundaron y fue recién a los doce minutos que Tucho logró romper el cero tras desviar un buscapié del Gitano.
De allí en adelante, el team tuvo un par de ocasiones con algunos disparos de media distancia, aunque fue Huevo quien se fue al descanso con la igualdad, luego de que un afortunado rebote dejó solo a Vega Díaz, que definió cruzado y vulneró a un Dipu que se había lucido con atajadas descomunales, entre ellas una doble respuesta ante Martínez.
En el complemento, el Rosa supo administrar bien las energías, agrupó a sus futbolistas y ocupó con inteligencia los espacios, cediéndole el protagonismo a su rival y apostando al contragolpe. Así fue justamente como Tucho consiguió el 2 a 1, luego de un quite en mitad de cancha, pase de Hernán y definición baja al primer palo ante el achique de García.
Con la ventaja, los liderados por Sarán continuaron con el vendaval, pero una vez más fue el Candombe quien pegó, tras un robo en mitad de cancha, apertura de Tucho y cañonazo a la ratonera de Sica.
A partir de ese momento, los rojinegros colocaron a Yiyo Martínez bajo los tres palos y buscaron asfixiar con una estrategia de arquero jugador. Sin embargo, entre el asombroso despliegue de los hombres de campo y las soberbias respuestas del Dipu, el marcador se mantuvo inamovible hasta que Tucho recibió un pase alto de Sica, giró sobre su eje y con un fierrazo bajo puso el 4 a 1.
Huevo descontó, haciendo gala de un espíritu inquebrantable, pero el Gitano mató sus ilusiones, estampando un zurdazo de arco a arco que selló el resultado.

RESUMEN DEL PARTIDO

CANDOMBEROS (5) - HUEVO TANO (2)

GOLES: TUCHO (3), SICA, GITANO


*Este Clausura fue un verdadero martirio para Candomberos. Primero, Dante Quiroz había asumido un compromiso incuestionable para reemplazar a Charly García, compromiso que brilló por su ausencia, dejando al equipo con escaso número en más de una oportunidad. Además, la importante presencia de Danel Roman en la ofensiva tuvo poco vuelo, ya que el nº 3 se rompió la rodilla en la quinta fecha y se perdió casi todo el campeonato. De hecho, el "siete ideal" solo estuvo presente en dos fechas, siendo una de ellas el empate frente a Napoli, a la postre campeón.
El Rosa debió recurrir en casi todos los partidos a invitados de ocasión o, aún peor, no contar con recambio.
Este complejo cocktail hizo que el equipo pudiera garantizar su lugar en la A recién en la anteúltima fecha, cuando superó a El Bron 4 a 1.
Lo cierto, no obstante, es el que plantel demostró tener argumentos futbolísticos y emocionales para sobrellevar el mal momento, ganar sus duelos directos y ratificar su espacio en la elite.
Desde este espacio, agradecer a todos los que defendieron los colores en este 2017, año del décimo aniversario de este hermoso club.

¡Saludos a todos!

viernes, 14 de julio de 2017

CON LA FRENTE EN ALTO Y LA ESPERANZA INTACTA


Terminó el Apertura. Uno de sinsabores pero que deja una sensación de esperanza de cara a lo que viene.
Candomberos terminó el certamen en la cuarta posición, con los mismos puntos que Concheto, quien cerró el podio. Ubicación digna, de más está decirlo, con nueve victorias, cuatro derrotas y un empate. Entonces, ¿por qué se habla de "sinsabores"?
Un dato es contundente: siempre que el equipo contó con su plantilla completa, nunca perdió. Con los siete nombres ideales, El Rosa logró siete victorias y un empate. Las cuatro derrotas, por otra parte, contaron con la ausencia de futbolistas clave, a repasar: contra Balvanera (1-3) no estuvo Tucho, ante Macandme (3-4) no participaron Roman (de viaje) ni el Gitano (suspendido) y frente a Huevo Tano (2-4) y Concheto (2-5) faltaron Fernando y el Dipu.
De más está decir "el robo" que siempre, históricamente, sufre el Candombe en cada participación cuando lucha bien arriba. En este caso fue, justamente, contra Macandme, que a la postre se consagraría campeón. En un match que duró 26 minutos, el colegiado inventó una sexta falta sobre la hora que se tradujo en gol de tiro castigo. El empate, vale aclarar, hubiera mantenido la distancia de dos puntos respecto de los comandados por Lamas y otorgado la posibilidad concreta de campeonar, aún perdiendo uno de los tres partidos restantes.
Las enseñanzas necesitan ser anotadas. Candomberos demostró que tiene con qué. El hecho, incluso, de que superara por 7-4 en la última fecha a Napoli (subcampeón), a pesar de no contar con Dipu y Danel, lo demuestra. Esperemos que el Clausura lo refleje.

RESUMEN FECHAS FINALES

FECHA 10: CANDOMBEROS (3) - MACANDME (4). GOLES: CHARLY, DARTY, E/C

FECHA 11: CANDOMBEROS (2) - HUEVO TANO (4). GOLES: HERNÁN, TUCHO

FECHA 12: CANDOMBEROS (2) - CONCHETO (5). GOLES: HERNÁN, TUCHO

FECHA 13: CANDOMBEROS (GP) - A DOS TOQUES (PP)

FECHA 14: LIBRE

FECHA 15: CANDOMBEROS (7) - NAPOLI (4). GOLES: TUCHO (3), GITANO (2), CHARLY, HERNÁN

viernes, 26 de mayo de 2017

CINCO VIRULANAS


Candomberos superó a Virulana 5 a 0 por la novena fecha del Apertura y volvió a la victoria, tras el amargo empate protagonizado contra El Chiribín siete días atrás.
El juego era más que difícil. Y es que hacía tres torneos que El Rosa no podía superar a los capitaneados por Martire, quienes, de ganar, se metían de nuevo en la discusión por el campeonato.
El partido se presentó tal cual se creía. Al Candombe (sin El Gitano, sancionado por cuatro presentaciones, aunque con la incorporación de Dante Quiroz) le costó sobremanera vulnerar la valla azul, bien resguardada por la dinámica de los siempre veloces defensores rivales. Sin embargo, también presentó otra faceta: lucidez y compromiso para proteger al Dipu.
Efectivamente, durante aquel primer tiempo, el team no permitió a su adversario ninguna ocasión neta de gol, a la vez que supo aprovechar las pocas que tuvo. Primero Danel, luego de un anticipo alto de Sica, definió de puntín para el 1 a 0 y, dos vueltas de reloj después, clavó un zurdazo letal casi desde mitad de cancha para el segundo.
Desorientado, “Viru” perdió frescura, mientras que Tucho logró con un toque sutil tras centro de Roman (figura del match) colocar el fundamental 3 a 0.
En el complemento, los últimos subcampeones emergieron con energías renovadas. No obstante, Candomberos dio cuenta de un sacrificio asombroso para cuidar el cero y apenas permitió algunos disparos de media distancia, todos ellos bien resueltos por el Dipu.
En el arco de enfrente, pocas ocasiones. A pesar de ello, sobre el minuto 15, Tucho giró sobre su eje, dejó atrás a su marcador y envió un centro con zurda que Charly empujó a la red y liquidó definitivamente el asunto. El poco tiempo restante permitió ver el tanto de Hernán, quien aprovechó una gran jugada de Dante y colocó el quinto.
El Rosa consiguió un triunfazo. Ahora, sin embargo, deberá atravesar una verdadera prueba de fuego. Sin Danel (viajó a EEUU) ni el Gitano; tendrá que imponerse al durísimo Macandme (3º en la competencia) para seguir creyendo.

RESUMEN DEL PARTIDO

CANDOMBEROS (5) - VIRULANA F.C (0)

GOLES: DANEL (2), TUCHO, CHARLY, HERNÁN